El prendido del novio y su protocolo

Hola a tod@s!! Hoy vamos  a hablar del prendido del novio y su protocolo. Generalmente, en todas las bodas, la novia es la que llama la atención de todos los invitados y esa curiosidad de cómo será su vestido, peinado, complementos… Pero, ¿qué me decís del novio?.
Pues sí, señores y señoras, el novio es la otra parte esencial de esa boda, y también tiene muchos detalles y complementos con los que lucir impecable en el día de su boda. Uno de estos complementos es el prendido (también llamado boutonniére), y como os he comentado anteriormente, es de lo que vamos a hablar hoy.

En primer lugar, empezaremos explicando qué es. El prendido de solapa es un pequeño adorno floral (normalmente a juego con el ramo de la novia).Normalmente los trajes llevan un pequeño ojal donde se puede colocar el prendido, pero cuando el traje no lo lleva los prendidos ya están preparados para poder colocarlos fácilmente en la solapa.

 

¿Quién debe lucir prendido?

La teoría dice que el prendido es el detalle que diferencia al novio del resto de invitados. Y, como el padrino debe ir vestido como el novio, se entiende que el padrino también debe lucirlo.

El protocolo y la costumbre dice que si el novio lleva chaqué, el padrino también. Si luce traje oscuro o esmoquin, el padrino también debería llevarlo, y nunca podría ponerse un chaqué. Por eso, si el novio lleva prendido, el padrino también, mientras que este último no podrá lucirlo si el novio no lo hace.

Aunque lo estricto hablando del prendido del novio y su protocolo es que sólo lo lleven él y el padrino, lo habitual es que también se encargue uno para el padre del novio.

¿Cómo debe ser?

Si nos remontamos a los orígenes del prendido, se dice que éste debía estar hecho de la flor más bonita y fresca del ramo de novia, que ella le regalaba al novio como símbolo de su amor. Es por eso la tradición de que el prendido debe estar hecho a juego con el ramo de novia.

Actualmente tenemos que decir que los novios son cada vez más atrevidos y se atreven con otro tipo de elementos: flores secas, flores de tela o cera, espigas, bayas… Otros incluso van más allá e incluyen detalles que tienen que ver con sus aficiones.

El tamaño depende de cómo sea el traje del novio y de su complexión.  Lo importante es que el prendido tenga un tamaño que equilibre visualmente al novio. Si el novio lleva chaqué, el prendido deberá ser más grande; si luce traje oscuro o no lleva chaqueta, tendrá que ser más discreto. El chaqué es un traje de etiqueta, por lo que requiere un complemento más lucido.

¿En qué color?

El prendido debe estar hecho en consonancia con el ramo de la novia, así como conjuntar con su corbata y chaleco

¿Con pañuelo o sin el?

Lo más elegante es no lucir pañuelo y prendido al mismo tiempo, porque queda muy recargado. Aunque si el novio se decide a ponerse ambos, lo recomendable es que ambos sean discretos.

Ahora ya sólo hace falta que seas tú quién elijas: ¿prendido sí o prendido no? Dejadme vuestras opiniones en los comentarios!!

* Imágenes via Pinterest

 

1 Comment
  • Laura Merino
    Posted at 07:06h, 27 julio Responder

    Hola! Me ha encantado este post, muy útil para dudas de última hora.
    Me caso en Octubre y por supuesto mi novio llevará una flor de mi ramo en su prendido! 🙂

Post A Comment

Si continuas utilizando mi sitio web o haces click en el botón aceptar estás de acuerdo con el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar